Facebooktwitterlinkedin

Durante la última votación del Congreso de la República se aprobó la Ley 109, que fue introducida en el año 2020 en la que el servicio de internet se considera un servicio público esencial, junto con el agua, la electricidad y el gas natural. Esto marca un antes y un después en la evolución de la era digital en Colombia, ya que muestra la voluntad del estado colombiano en seguir fortaleciendo el aparato digital del país, para mejorar este servicio y así llevará a Colombia a la modernidad.

Este ascenso de la internet a un servicio público esencial quiere decir que el estado en conjunto con empresas privadas y entidades públicas velará porque la conectividad llegue a más personas dentro del territorio colombiano, al menos  según lo afirmado por Karen Abudinen, a un 70% como primera meta estándar, la fecha límite para alcanzar esta cifra es agosto de 2022.

El escándalo del MinTIC que dificulta la llegada del internet como servicio público esencial al resto de Colombia

En las zonas rurales solo el 6,7% de los hogares cuenta con acceso a internet y en todo el país se estima que solo el 35% tiene internet, lo que hace parecer la tarea que tiene por delante la ministra para las TIC es bastante titánica. El problema, además, se encuentra aderezado con un escándalo de corrupción en el que desaparecieron 70.000 millones de pesos del programa Internet para los Niños, el cual nunca llegó a materializarse, y en la actualidad, aún no se han encontrado los responsables.

Esto equivale aproximadamente a 18 millones de dólares, lo cual es una cifra enorme y representa una pesada ancla para el Ministerio de las Tecnologías de la Información y la Comunicación. Sin embargo, esto no evita que las autoridades se muestren optimistas en cuanto a la implementación de la meta que, en primera instancia, fue promesa de campaña del propio Duque.

70% de penetración a internet en 2022 ¿Es posible?

No se trata de una tarea sencilla, y con el lastre del escándalo antes descrito, parece más bien una promesa vacía, sin embargo, con la cantidad de empresas que han llegado a Colombia y el papel que ha jugado el comercio electrónico en la recuperación del aparato empresarial, no es raro pensar que se incremente la cifra de hogares que tienen acceso a internet.

La meta de MinTIC con esta nueva ley es llegar a los sectores más remotos de Colombia, las zonas rurales y principalmente cumplir con las promesas de campaña del actual presidente de la República, antes de tener que dejar el cargo al final de su mandato.

Es por ello que es muy probable que el Ministerio haga todos los esfuerzos posibles y, en cierta forma, logren cumplir con al menos parte de esta meta. Los políticos se muestran optimistas y  la Ley 109 de 2020 ya está en vigencia.

Imagen de Unsplash

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram