Tiempo de lectura: 3 minutos
Shares

En el complicado y competido mundo de las redes sociales, se vive una lucha intensa por ver quién tiene más éxito ofreciendo funciones que aunque en apariencia pretendan ser innovadoras, a veces resultan clones de otras. La más conocida es la lucha entre Facebook y Snapchat que pareció iniciarse al integrar Stories en Instagram, pero de hecho se remonta a Lifestage, una aplicación que Facebook lanzó con el objetivo de robar los usuarios de Snapchat.

Adiós a Lifestage, la red social para los más jóvenes

El principio del origen de la lucha entre Facebook y Snapchat se remonta como casi todas las guerras en desear lo que tiene el vecino: Facebook al notar la gran popularidad y alcance entre los jóvenes por parte de Snapchat, trató de comprarla y ésta la rechazó (como hasta ahora ha hecho con Google y otras compañías, manteniendo la fe en lograr por si sola salir avante).

Pero Facebook tenía otra aplicación que trataba de imitar las funcionalidades de la compañía del fantasmita: Lifestage. Esta aplicación estaba dirigida a usuarios menores de 21 años, preferentemente que se encontraran en un ambiente escolar.  Esta restricción en la edad era una declaración clara de las intenciones de Facebook de posicionarse en lugar de Snapchat en el gusto de los jóvenes.

Su uso era prácticamente igual a Snapchat, en el cual se conectaban estudiantes de la misma escuela o universidad (recordemos que así fueron los inicios de Facebook) y para ello había que haber un número concreto de usuarios del mismo centro estudiantil dispuestos a unirse, o si no, no se habilitaba la opción. Eso como primera restricción, y si añadimos la edad comenzamos a ver los problemas a los que se enfrentó la joven red social.

Imagen: Mashable

Lifestage fue el primer intento de Facebook por clonar Snapchat

Muchas de las nuevas funciones que ahora puedes utilizar en Instagram o en el mismo Facebook fueron probadas primero en Lifestage, así como los errores y fallos que no llegaron a despegar en Facebook  llegaron a pasar primero por los filtros de la fallida red social.

Pero ahora que Instagram ha integrado Stories con tan grandioso éxito, y de hecho lo ha expandido a todas sus demás plataformas incluso en la misma Facebook, y notando que Lifestage no se ha hecho demasiado popular, se ha decidido eliminar de las descargas de App Store y de Google Play, y por parte de la compañía se ha confirmado que la red social ya no recibirá actualizaciones y que todo el conocimiento obtenido de ella será ahora para su uso en Facebook.

Sin duda Lifestage no llegó a despegar entre las favoritas de los usuarios debido a sus restricciones de edad, de agrupar por medio de escuelas o colegios, que comenzó solamente en Estados Unidos restringiendo aún más la conexión entre los usuarios, y que a pesar de venderse como una plataforma segura para los jóvenes, era muy fácil de utilizar por los adultos falsificando los datos de ingreso, por lo cual era riesgosa.

Pero el conocimiento y el poder que dio a Facebook no se lo quita nadie, y si bien pocos la extrañarán, si es un hecho que marcó la diferencia entre Snapchat y Facebook y que a partir de entonces todo es historia en esta guerra por el posicionamiento en el gusto de los internautas en el gran mundo de las redes sociales con contenido efímero.

Imagen: Mashable

Shares

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram